Cupcakes Salados

  • Cupcakes

  • Cupcakes de Chocolate

  • Cupcakes de Oreo

  • Cupcakes de Turron

  • Cupcakes de Vainilla


  • "Cupcakes Salados"

    Receta de Cupcakes Salados






    Receta completa para preparar en casa de forma fácil y divertida unos riquísimos Cupcakes Salados. Podrás prepararlos con los más pequeños de la casa.

    Ingredientes:

    - Harina de trigo, 215 gramos
    - Un yogur natural
    - Aceite de girasol, 130 ml
    - Nata liquida, dos cucharadas
    - Un par de huevos medianos
    - Queso de cabra, 175 gramos
    - Cebolla, 3 ó 4
    - Levadura y sal



    Preparación:

    Otra de esas recetas especiales de Cupcakes, alejadas de las tradicionales que son muy dulces. En esta caso os enseñamos a preparar Cupcakes Salados, que son ideales como aperitivo, al menos nosotros solemos prepararlos así y no como merienda como otros Cupcakes más tradicionales.

    Nos ponemos manos a la obra con estos Cupcakes Salados preparando antes de nada la cebolla caramelizada. Para esto pelamos las cebollas y la cortamos en juliana o tiras pequeñitas. Ponemos a calentar una sartén con un chorrito de aceite de oliva en el que vamos a sofreir los trozos de cebolla a fuego suave. Echamos un par de cucharadas de azúcar y cuando la cebolla esté pochadita un chorrito de vinagre por encima. La cebolla nos quedará con un color oscuro característico. Reservamos para después.

    Vamos a encender el horno para que vaya tomando temperatura, lo ponemos a 180 grados. Mientras el horno se calienta vamos a batir los huevos en un bol, agrengando el aceite de girasol y batiendo hasta obtener una mezcla un poco espumosa.

    A esta mezcla le vamos a agregar el yogur natural, batimos un poco más y añadimos la nata líquida, la harina de trigo y la levadura tamizadas, y los demás ingredientes secos. Vamos a remover con un cucharón de madera a mano o mejor si empleais unas varillas eléctricas hasta obtener una crema lo más homogénea posible, donde apenas queden grumos.

    A la crema resultante le agregamos la cebolla caramelizada y el queso de cabra en trozos pequeñitos. Rellenamos los moldes con cuidado y los metemos en el horno el tiempo necesario para que se pongan dorados, que serán unos 20 minutos más o menos. Cuando estén listos los sacamos y dejamos enfriar.

    Al ser unos Cupcakes especiales no hace falta añadirles adorno por arriba, pero si quereis se le puede añadir algún tipo de queso de fundir un poco antes de acabar el horneado, por ejemplo.



    Espeamos que os haya gustado esta receta tan original y diferente. Podéis emplear nuevos ingredientes para hacer otros Cupcakes Salados, seguro que quedan también muy ricos.